Bella

0
256

Bella,
como en la piedra fresca
del manantial, el agua
abre un ancho relámpago de espuma,
así es la sonrisa en tu rostro,
bella.

Bella,
de finas manos y delgados pies
como un caballito de plata,
andando, flor del mundo,
así te veo,
bella.

Bella,
con un nido de cobre enmarañado
en tu cabeza, un nido
color de miel sombría
donde mi corazón arde y reposa,
bella.

Bella,
no te caben los ojos en la cara,
no te caben los ojos en la tierra.
Hay países, hay ríos
en tus ojos,
mi patria está en tus ojos,
yo camino por ellos,
ellos dan luz al mundo
por donde yo camino,
bella.

Bella,
tus senos son como dos panes hechos
de tierra cereal y luna de oro,
bella.

Bella,
tu cintura
la hizo mi brazo como un río cuando
pasó mil años por tu dulce cuerpo,
bella.

Bella,
no hay nada como tus caderas,
tal vez la tierra tiene
en algún sitio oculto
la curva y el aroma de tu cuerpo,
tal vez en algún sitio,
bella.

Bella, mi bella,
tu voz, tu piel, tus uñas
bella, mi bella,
tu ser, tu luz, tu sombra,
bella,
todo eso es mío, bella,
todo eso es mío, mía,
cuando andas o reposas,
cuando cantas o duermes,
cuando sufres o sueñas,
siempre,
cuando estás cerca o lejos,
siempre,
eres mía, mi bella,
siempre.

 

Pablo Neruda

Sobre el Pablo Neruda

Pablo Neruda (1904-1973) fue un poeta chileno que nació con el nombre de Ricardo Eliezer Neftalí Reyes Basoalto.

Cambió su nombre legalmente en 1946 a Pablo Neruda, en hono al poeta checo Jan Neruda.

Tuvo una carrera diplomática por la que une al Partido Comunista de Chile, donde sufre persecuciones políticas y tiene que exiliarse en Argentina, y luego en Europa, regresando a Chile en 1952.

En octubre de 1971 gana el Premio Nobel de Literatura.

Envíanos tus propias reflexiones, pensamientos o frases:

El mejor tarot

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here