Oasis

0
540

A un oasis llega un joven, toma agua, se asea y pregunta a un anciano que se encuentra descansando:

– ¿Qué clase de personas viven aquí?

El anciano le pregunta:

– ¿Qué clase de gente había en el lugar de donde tu vienes?
– Un montón de gente egoísta y mal intencionada – replicó el joven.
– Estoy encantado de haberme ido de allí.

A lo cual el anciano comentó:
– Lo mismo habrá de encontrar aquí.

Ese mismo día otro joven se acerco a beber agua al oasis y viendo al anciano preguntó:

– ¿Qué clase de personas viven en este lugar?

El viejo respondió con la misma pregunta: .

– ¿Qué clase de personas viven en el lugar de donde tu vienes?
– Un magnifico grupo de personas, honestas, amigables, hospitalarias, me duele mucho haberlos dejado.
– Lo mismo encontrarás aquí, – respondió el anciano.

Un hombre que había escuchado ambas conversaciones le preguntó al viejo:

– ¿Cómo es posible dar dos respuestas tan diferentes a la misma pregunta?

A lo cual el viejo contestó:

– Cada uno de nosotros solo puede ver lo que lleva en su corazón.
– Aquel que no encuentra nada bueno en los lugares donde estuvo no podrá encontrar otra cosa aquí ni en ninguna otra parte.

 

Autor desconocido

 

Reflexión

Cuando nos toca alejarnos de nuestro hogar, no importa qué tan buenas o malas sean las nuevas personas con las que nos relacionemos, si nuestro corazón está dispuesto a ver las cualidades de las personas, estaremos más felices y tendremos la oportunidad de hacer muchos amigos de verdad, pero si no, no importa cuánto viajemos, no encontraremos nunca un buen lugar donde vivir.

Envíanos tus propias reflexiones, pensamientos o frases:

El mejor tarot

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here