Yo canto lo que tú amabas

0
50

Yo canto lo que tú amabas, vida mía, 
por si te acercas y escuchas, vida mía, 
por si te acuerdas del mundo que viviste, 
al atardecer yo canto, sombra mía. 

Yo no quiero enmudecer, vida mía. 
¿Cómo sin mi grito fiel me hallarías? 
¿Cuál señal, cuál me declara, vida mía? 

Soy la misma que fue tuya, vida mía. 
Ni lenta ni trascordada ni perdida. 
Acude al anochecer, vida mía; 
ven recordando un canto, vida mía, 
si la canción reconoces de aprendida 
y si mi nombre recuerdas todavía. 

Te espero sin plazo ni tiempo. 
No temas noche, neblina ni aguacero. 
Acude con sendero o sin sendero. 
Llámame a donde tú eres, alma mía, 
y marcha recto hacia mí, compañero.

Gabriela Mistral

Sobre la autora

Gabriela Mistral  (Vicuña, Chile, 1889 – Nueva York, 1957) fue una poeta y educadora chilena. Su nombre real era Lucila Godoy Alcayaga y sus obras se caracterizaron por alejarse del modernismo que dominaba su época y enfocarse en una poesía sencilla y humana, en la que, en general, se podía apreciar su amor por los niños, los desvalidos y su tierra.

Además tuvo una carrera diplomática por la que viajó mucho y pasó temporadas en diversas ciudades europeas, norteamericanas y latinoamericanas, en las que publicó la mayoría de sus obras.

Envíanos tus propias reflexiones, pensamientos o frases:

videntes buenas por telefono